CO.SE.MA CONSTRUYE SEGURIDAD, JUNTO A LAS DISTINTAS LOCALIDADES MATANCERAS . CON CASI TODOS LOS DISTRITOS DE LA PROVINCIA DE BUENOS AIRES TRABAJAMOS CODO A CODO,PARA CONSEGUIR LA SEGURIDAD TAN ANSIADA. PARA ELLO HEMOS CONFORMADO:
¡PROVINCIA INSEGURA!®

viernes, 21 de noviembre de 2014

SIEMPRE INSEGURIDAD!

La inseguridad es patrimonio de la humanidad

La amplificación de los casos de inseguridad causa temor en una sociedad que es bombardeada todo el tiempo con crímenes. 


A mediados de setiembre la embajada de Estados Unidos alertó a los ciudadanos estadounidenses que residen o planean visitar la Argentina sobre los hechos de inseguridad en el país. El mensaje tuvo amplia difusión. Es más, el aparato político opositor al gobierno nacional lo amplificó y llegó a pedir “ayuda externa” para frenar la ola de violencia que, como siempre se dice en Buenos Aires, afecta al país pero en realidad solo hablan de su provincia. Ya he dicho en más de una oportunidad que la realidad que se vive en Buenos Aires, Rosario, Córdoba, Mendoza o Santa Fe es muy distinta al resto de las provincias. Sí, ya sé que ahí vive la gran mayoría de los argentinos, pero no todo lo que pasa en esos lugares sucede acá.
La inseguridad es una problemática mundial que en Argentina está mal encarada debido a las mezquindades políticas, tanto de los oficialistas como de los opositores. Producto del bombardeo de casos policiales, pensamos que es patrimonio nuestro, de Venezuela y algún otro país caribeño. Jamás pensaríamos que en España, Francia e Italia pasa lo mismo. Es más, rechazaríamos sin siquiera conocer esas realidades la posibilidad de casos de inseguridad. Más nos atemorizamos cuando vemos en la televisión o leemos en los diarios o escuchamos en la radio que un famoso y con plata que sufrió un hecho delictivo, amenaza con irse a vivir al Viejo continente donde, según alegan, esas cosas no pasan.
Hace pocos días, Vito De Palma dialogó radialmente con Matías Martin sobre cómo tratan los medios argentinos los temas de inseguridad en el país. Muy lejos de alinearse, el periodista deportivo italiano desmintió completamente que la Argentina sea un país inseguro y explicó porqué. La entrevista radial completa se puede encontrar en internet con solo googlear Vito De Palma. 
Este periodista nacido en Italia hace 55 años habló con Matías Martin, en Radio Metro FM 95.1, sobre temas ajenos al fútbol y más importantes como lo es la inseguridad en la sociedad argentina.
El periodista deportivo de la cadena ESPN, que estuvo radicado en Argentina desde 1983 hasta 2000 y desde 2009 hasta hoy en día, criticó a los medios nacionales por cómo tratan diariamente el tema de la inseguridad y cómo generan miedo en la sociedad.
“Yo me muero de risa cuando hablan de inseguridad. Vayan a la estación de Nápoles, a la periferia de Roma y después hablamos de inseguridad”, afirmó De Palma, quien se diferenció con la mirada incisiva de los medios. “No es insegura Argentina, créanme”, agregó el italiano.
“Vayan a la Fuorigrotta (suburbio al oeste de Nápoles) después hablamos de inseguridad”, señaló el periodista que recordó: “Cuando vine a Argentina en 1983 esto era una paraíso”. El hombre que vivió muchos años en Europa y conoce también los Estados Unidos comentó que “inseguridad hay en Bronx (Nueva York), en Marsella (Francia). Esas son ciudades pesadas”. En la charla el hombre contó que en Roma después de las 23 no sale nadie a la calle y todos se mueven Point-to-point (punto a punto) en auto. En la capital italiana no se camina cuatro cuadras dijo De Palma. “En Roma, después de las 23 no anda nadie. Si te olvidaste de comprar la leche agarrás el auto, no se camina cuatro cuadras. En Roma se perdió la costumbre de salir. La gente está encerrada y hace Point-to-point por eso bajó el delito”.
Otro dato extraído de internet nos muestra que inseguridad hay por todos lados. Por ejemplo en EE.UU. cualquiera entra a una universidad, escuela, supermercado, barriendo gente a balazos; o en México donde tiran 20 cadáveres en un baldío o queman vivos a 43 estudiantes y no pasa nada; o en Colombia, donde asesinan a familias enteras y nadie va preso; o en Brasil, donde la policía libra batallas a balazos limpios contra los narcos de las favelas. La delincuencia argentina está en pañales en comparación con estos países. Y más allá de la cantidad y la gravedad de los crímenes que suceden todavía estamos a tiempo de abordar el problema. Siempre pensamos que somos los peores, pero no lo somos.
No obstante, las respuestas del poder político no llegan, menos ahora que ya estamos casi en 2015, año electoral. Todavía estamos a tiempo de aplicar políticas para frenar el avance del narcotráfico y la corrupción dos males que causan inseguridad y muerte.

No hay comentarios: